s81


Me dejaste temblando ... amor,
como esa gotita en aquella flor
cuando ya nada esperaba
cuando mi mirada estaba asegurada
cuando mi alambrada me resguardaba de todo asalto
cuando mi barricada intimidaba a cualquier determinado.
Jugaste una chance arriesgada
y como si fueras un tornado me arrasaste
arrancaste todo escudo y todo plan
fui una hoja en tu viento intenso
intenso como el dolor que me provocas.

Lichazul © Elisa

24 comentarios:

Verónica Calvo dijo...

Vulnerabilidad desprenden estos versos, Elisa.

Hermoso poema lleno de sentimiento.

Abrazos

Mia dijo...

Qué bonito Elisa y contradictorio, algo que te hace tanto bien, puede hacer también tanto daño, tanto dolor. Pero bueno, hay que vivirlo, se ha de vivir todo en esta vida.
Eres muy dulce.

Besos

Rosa Mª Villalta dijo...

Querida Elisa, tú no eres una hoja que cae sino un árbol con grandes y profundas raíces que enseñas y ofreces cuanto tienes y puedes afrontar el dolor que se te hace pues, como yo, hay muchas otras que te queremos y deseamos tu bienestar.
Abrazos. Rosa.

elisa lichazul dijo...

gracias por sus huellas

Rosa MAría, linda, no pido consejos
solo que lean mi Creación literaria
y dejen su opinión según sus propias asimilaciones, no necesito ni consejeros ni analistas ok

abrazos

Isabel Martínez Barquero dijo...

Algunos amores nos dejan temblando. Nos arrasan tras habernos florecido.
Bello, Elisa.
Un abrazo.

VivianS dijo...

Suele suceder mi estimada Elisa, cuando creemos estar en calma (luego de un huracán) y decidimos tomar los recaudos para que no vuelva a pasarnos, aparece un viento inesperado, un terremoto, un vendaval, y sucumbimos a su fuerza (minúsculos) En fin, que parezco el instituto de meteorología, pero es así. Ji.
Besos!!!

elisa lichazul dijo...

querida ISA cuanta razón
hay amores como trombas nos elevan y nos empapan en un solo giro

abrazos

elisa lichazul dijo...

querida VIVI
síii, pero igual es rico ese viento jajaja
al menos despeina las ideas y juega con los vuelos de las faldas
;)

besitos

Aristos Veyrud dijo...

A veces donde hay dolor hay placer.
Abrazos!!!

Rosa Mª Villalta dijo...

Perdón Elisa. No deseaba molestarte. No lo haré jamás.
Abrazos. Rosa.

TORO SALVAJE dijo...

Parece un tornado delicioso.

Besos.

elisa lichazul dijo...

Dilman
Rosa María
Toro

mil gracias
abrazos

la quiltra dijo...

es una tormenta de primavera, alocada, dolorosa y sutil...

elisa lichazul dijo...

si digamos que es la prime vera jajaja

abrazos Jenny

Milena dijo...

Qué arrase más fantástico!
Combina perfecto con el Blue Moon que se escucha...

Besos

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Es curioso... pero el amor duele siempre.
Besos.

MAJECARMU dijo...

Elisa, tus versos los hacemos nuestros, el amor siempre nos arrasa, nos eleva a la cima y nos lleva al abismo...Es placentero y doloroso, realmente es así...
Mi felicitación por tu claridad y buen hacer, poeta y amiga.
M.Jesús

Mavi en blanco dijo...

O sea...que existe y lo encontraste.
Tierno lo de la "gotita en aquella flor. .."

Me alegro, este es un poema esperanzador.
Besos Elisa

elisa lichazul dijo...

muchas gracias a todos

besitos

Rafael dijo...

Fue como un huracán sin nombre...
Un abrazo.

El collar de Hampstead dijo...

Ojjjjjj que tormentón!!!

Me encantó!

Besitos,Carmen

Mirella S. dijo...

Los amores que hacen doler son los más difíciles de olvidar.
Muy bueno, Elisa.
Abrazo pasado por agua...
(llueve a cántaros)

elisa lichazul dijo...

gracias a todos por sus lecturas
abrazos

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

El amor arrasa y es ráfaga, y nos derriba, nos place, pero paradojalmente, también es tormenta.
UN abrazo.Carlos