s69



En la soledad escribo
en ella también  muero
las palabras se hacen  mortaja
para este día que me envuelve
para esta noche que me traga
cada giro aprieta esta carne trémula
cada jirón  a mi alma desgarra...

Perdí la esperanza
todo el invierno transcurre en la sangre
soy un halo de medianoche
que no encuentra dónde quedarse
no hay rincón ni llano que reconozca
sólo el escarpado abismo de lo inasible...

Los conjuros de luna me queman
apenas la brisa sujeta las ideas
aquellas que se hilan en el balbuceo final
donde el tiempo nada importa
donde deshojado queda lo frágil
donde lo estéril se hace tinta macabra...

Lichazul © Elisa

31 comentarios:

Rafael dijo...

Espero que tu protagonista no pierda nunca la esperanza y siga en esa lucha por la vida y el amor día a día.
Un abrazo.

elisa lichazul dijo...

el hablante perdió la esperanza Rafael, en la segunda estrofa lo dice

abrazos

Isabel Martínez Barquero dijo...

Cuántas soledades conocen los poetas y los escritores en general... Sin ella no somos, aunque a veces nos pese. Eso sí, que no nos falte, que la pluma la exige y la quiere.

Me gusta mucho la profundidad de los poemas que sacas en este blog, Elisa.

Un abrazo.

Jerónimo dijo...

Escribir es un acto solitario, el poeta con él mismo.Todos los demás sobran. Y tal vez escribimos para recuperar esa esperanza perdida que un día se nos escapó por algún resquicio, sin apenas darnos cuenta.

"...todo el invierno transcurre en la sangre..." ¡Es tan cierto!

Un abrazo, Elisa.

elisa lichazul dijo...

muchas gracias ISA y Jerónimo

sin duda escribir Poesía es un proceso casi ascético imaginario y hasta material si se quiere

abrazos

Maria Rosa Giovanazzi dijo...

Que placer es leerte, tus versos llegan y embelesan.

mariarosa

elisa lichazul dijo...

gracias Mariarosa
abrazos

Darío dijo...

El poder del poema, es morir, es nacer. Un abrazo.

elisa lichazul dijo...

otro abrazo pa'ti Darío, sin duda morir y renacer es lo que hace de la Poesía magia pura

Verónica Calvo dijo...

Un poema tremendo. Dolor, desesperanza... Pero bellísimo.

Besos

elisa lichazul dijo...

besitos Verónica, con dolor salen los poemas mejores a mi gusto

:D

jonhan dijo...

no sabía que andabas por aquí...

De soledades lo poemas si se ausentan las vocales...

Un abrazo

TORO SALVAJE dijo...

A mí no me queda ni lo inasible.

Besos.

la quiltra dijo...

muy bien logrado el poema, me has dado con el sentimiento que me anda inundando de vez en cuando... (crisis de los 40 parece)



muy lindo y buen número jajajajajajja

elisa lichazul dijo...

besitos a todos, mil gracias por sus huellas

El collar de Hampstead dijo...

Certeramente plasmada la soledad y la desesperanza.

Besitos y fuerte abrazo.

Meulen dijo...

Me quedo en tu silencio amiga
que a pesar de la tristeza y el desespero
de algún lugar saquemos resquicio
para seguir existiendo---

Sarco Lange dijo...

Las tragedias los silencios las mañanas las idas las venidas el se fue el no está dónde se fue acerca la mano tengo una bala...

Beso Elisa.

Aristos Veyrud dijo...

"Hay golpes en la vida..."
Abrazos!!!

Cookyta C.C.N dijo...

Aveces los poemas llegan y parecen ser el traje que te viene perfecto!!

me encanto, saludos Elisa extrañaba tus versos y hoy pasada la media noche vengo a saludarte y deleitarme con ellos
abrazos!

elisa lichazul dijo...

muchas gracias por sus lecturas
abrazos

Rosa Mª Villalta dijo...

Así es Elisa, cuando se pierde la esperanza, renace la soledad.
Me ha gustado muchísimo.
Abrazos. Rosa.

Juan M Lozano Gago dijo...

Soledad, invierno, fuego... dolor, un sentimiento que todos hemos experimentado en ocasiones, pero por muy acompañado que podamos estar, somos nosotros los que hemos de desterrar esta sensación en lo posible y llenar el vacío con nuestras inquietudes,

muy buen poema que transmite a la perfección este sentimiento,

un abrazo y feliz fin de semana,
Juan

Eduardo Fonseca Muñoz dijo...

Puede que la esperanza llegue a estar tan lejos que casi no se distinga su figura, pero cada palabra que esa lejanía dicta es un paso más hacia ella, aun en la más profunda soledad, que es la compañera inseparable de quien crea.
Inmenso tu poema, Elisa.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Poemas de la melancolía estos que publicas ahora, Elisa.
Besos.

TriniReina dijo...

Esperemos darle vida a esa tinta macabra. Vida a fuerza de palabras.

Besos

PD: son los erizos que envuelven a las castañas:)

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Bellamente abismal, este estado de ánimo, donde no se siente la razón de la existencia...too está perdido. UN beso. carlos

Edmée Cobo Giancáspero dijo...

He leído varios de tus poemas y me ha encantado tu manera de escribir, es muy hermosa y te felicito

MAJECARMU dijo...

Las noches nos prueban siempre...Elisa. Solemos perder la esperanza, que la enciende de nuevo el grito del alba..
Mi gratitud por tu autenticidad y buen hacer literario, Elisa.
M.Jesús

Sneyder C. dijo...

Tu poema nos habla de soledades, tristezas ...pero siempre hay un pequeño rayo de luz que nos llena de esperanza...

Me alegra encontrarme con tus letras.

Un cálido abrazo

Susana Jiménez dijo...

Es la soledad y la desesperanza la que se muestra y por eso la noche traga y no acompaña, ¡Que difícil es sentirse en el borde del abismo!, y sin embargo cuantas veces nos acercamos a él mientras escribimos.
Desgarrador, lo he sentido, pero son hermosos versos y muy sentidos.
Un gusto licha como siempre leerte
Un abrazo fuerte