s66



Polvo de los caminos
destino entre la niebla de lo supuesto
arriesgo mi vida en la bruma peregrina.

Canto que se hizo carne y verbo plural
rumbo de los vientos y torbellinos
animal y ánima en la cópula existencial.

Espero mi muerte como esa que Neruda dijo
con esa copa negra de la incógnita
la beberé despacio , a diario.

Cada noche tiñe mi ojo el espanto
cuando el espacio reclama su sueño
dueño es de los átomos que me habitan.

Tengo el temblor a flor de labios
los guijarros de mi pasado se ausentan
voy al despeñadero zigzagueando
cual mariposa incauta.

No asomarán vestigios de amores , odios ni dolores
ya el silencio todo lo absorbe
como un gran agujero negro del cual nada ni nadie escapa.

Lichazul © Elisa

16 comentarios:

Rafael dijo...

Bella descripción de ese "polvo de los caminos" que nos dejas de la vida de tu protagonista.
Un abrazo en la tarde.

elisa lichazul dijo...

gracias Rafael, pero el polvo es lo de menos para el sujeto poético
abrazos

Isabel Martínez Barquero dijo...

Solemnidad y juego observo en este poema: la solemnidad del fin, de la muerte, que se hace palpable en sus versos; el juego silábico y rítmico en el que se remansa con gusto.
Un abrazo, Elisa.

TORO SALVAJE dijo...

En ese pozo silencioso todos los dolores y tristezas desaparecen.

Besos.

VivianS dijo...

De ese agujero negro nadie escapa, pero hay que tratar de ser feliz mientras éste no nos trague. Tus poesías desoladas me gustan Elisa, es como si me viera en ellas (sin vestigios de amores)
Llega la primavera, muta en mariposa (no incauta) abre las ventanas, despatárrate en la cama y sueña!
Besos!

Amapola Azzul dijo...

No hay silencio aquí, Elisa, Un beso.

Felicidades por tu poesía, feliz domingo¡¡

Darío dijo...

Ahí vamos, perdiéndonos en la cortina del polvo... Un abrazo.

El collar de Hampstead dijo...

Todos llegaremos al agujero negro,pero...me da miedo...

Besitos,Carmen

Lucrecia Borgia dijo...

Incierto es el lugar donde la muerte nos espera. Esperémosla pues en todo lugar.

abrazo

Aristos Veyrud dijo...

Allá llegaremos todos, mientras "juego mi vida, cambio mi vida, de todos modos la llevo perdida..."..."sin remedio..." ja ja ja.
Abrazos!!!

Jerónimo dijo...

Procuremos tardar en acercarnos a ese agujero negro donde todo pierde la importancia que le damos aquí.
Mientras, rodeémonos de flores y de mariposas que, aunque mucho más frágiles que nosotros, suelen adorar su escaso tiempo de vida.

Hay mucho abandono en este poema, demasiado.

Un abrazo Elisa.

elisa lichazul dijo...

muchas gracias a ustedes por leer
abrazos

gracias por tu huella Jerónimo
nunca hay demasiado abandono en el poema, los abandonos son necesarios para todo poeta , para su hondura y su mirada

abrazos

Ricardo Gonzalez dijo...

Ni siquiera la luz escapa...abrazo.

Eduardo Fonseca Muñoz dijo...

La primera en darnos la bienvenida es la muerte, segura de que tarde o temprano le devolveremos el saludo. Eso no resta maravilla a la vida, es una realidad que le suma con diferencia.
pd. Olvidé decirte en mi anterior visita que no pude menos que reir a gusto con aquella imagen de "monos porfiados/ jugando a la humanidad evolucionada"
:D Para enmarcar!!

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Qué gran imagen la de Neruda.
Besos.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Somos un destino griego: camino directo a la tragedia y a la muerte. Un abrazo. Carlos