s63

Ya no me sorprendes
eres tan recurrente
tan predecible
y paso por ti
paso de ti
ya no  importas
no eres el sol ni el temblor
eres el punto muerto de cualquier  inventario
que ya no busco
menos del mío
-ni siquiera tengo inventario-
por eso estos labios se tornan lejos
a donde los versos les humedecen
donde las conversaciones inventan paisajes
donde las provocaciones son chispas tumultuosas
donde la vida corre y se equivoca
donde la carne se estremece
donde el destino es el amante de toda luna.

Lichazul © Elisa

16 comentarios:

Rafael dijo...

Me sorprende en cada poema tu protagonista y lo hace gratamente. Es un verdadero placer seguir tus letras.
Un abrazo en la noche.

Taty Cascada dijo...

Pues sí, lo predecible: cansa y sobretodo aquello que no tiene sentido posible.
Un abrazo Elisa querida.

Aristos Veyrud dijo...

Ya lo tienes maduro, mátalo de una vez...
Abrazos!!!

Claribel Alanis dijo...

Segura y decidida.
Hacen estos versos
atrapantes..
Besos..

Rosa Mª Villalta dijo...

¡Qué originalidad y verdad hay en tus letras!
Es un verdadero placer leerte Elisa.
Abrazos. Rosa.

TORO SALVAJE dijo...

Yo creo que no te es tan indiferente.
No le escribiría poemas.

Besos.

Jerónimo dijo...

Tras el fuego quedan las frías cenizas, siempre fue así. Pero hasta ellas se merecen un poema antes de partir hacia nuevas búsquedas donde la carne se estremezca, donde nos sintamos vivos.

Un abrazo Elisa.

TriniReina dijo...

Pues cuando alguien deja de sorprendernos de esta manera tan latente es obvio que no alcanzaremos a su lado la plenitud.
"Un adiós a tiempo es una victoria"...

Besos

elisa lichazul dijo...

muchas gracias a ustedes por adentrarse en los textos y en las emociones que la Poesía retrata

las relaciones humanas son infinitas y llenas de matices que pueden hacerse tinta eterna

abrazos y feliz fin de semana

El collar de Hampstead dijo...

Si no hay temblor no ha amor.

Besito,Carmen

Darío dijo...

Bofetada con altura, Elisa... Un abrazo.

elisa lichazul dijo...

CARMEN
DARIO
MIL GRACIAS !!!
abrazos y feliz finde

Juan M Lozano Gago dijo...

Ya estoy por tu nuevo espacio, decir que el ritmo de este poema es trepidante, el sentimiento de desamor puede llegar a ser tan fuerte como el del propio amor, lo que indica que no nos convertimos en rocas impasibles del camino ante los golpes recibidos, y esto último es lo más impotante: nunca dejar de sentir,

un abrazo, te deseo un buen fin de semana,
Juan

María Socorro Luis dijo...


...y pasar de ti, así, silbando un tango.

besosmuchos.

Eduardo Fonseca Muñoz dijo...

¿es éste el remate del batacazo anterior? :):):)
Si el número de átomos de su cuerpo es proporcional al grado de poco aprecio que provoca...casi que no existe.
Realmente nada es tan cansino como la ausencia de sorpresas.
Besos.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

La palabra debe tener justificación en sí misma.
Besos.