s16


Déjame ir donde la ciudad se sumerge
donde las calles juegan al laberinto
donde las farolas hacen rondas y carruseles

quiero hallar ese pasaje extraviado
de entre  tantos abismos sucedidos
esta piel no se reconoce en la niebla

camino , corro , me detengo,
testigo es el  frío que se aferra a mi verbo
con su  maraña  conquista las ideas

no me queda paso solo un tropiezo
uno más para descender allí
donde los errores purgan sus respiros.

Lichazul © Elisa

6 comentarios:

Taty Cascada dijo...

Una nueva casa virtual querida Elisa, y aquí estoy para dejar mi huella.
Todos tenemos paisajes, situaciones, acontecimientos no vividos, que con el tiempo intentamos recuperar. Los errores purgan condenas extremas...
Un abrazo y, felicitaciones por este nuevo Blog.

Marilyn Recio dijo...

Felicidades por tu nuevo blog. Hermosa poesía!


un abraxo!

TORO SALVAJE dijo...

Yo también me sumerjo donde la niebla concede la impunidad.

Besos.

Amapola Azzul dijo...

Este poema es muy bueno, Un beso.

Rafael dijo...

Se pide la libertad y se quiere uno ir a ese sitio y lugar donde la libertad es algo más que una ilusión.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

No eres la única que sigue buscando ese pasaje extraviado. Un beso
SilentVox